viernes, 28 de octubre de 2011

Dos más dos son cuatro (minutos el kilómetro)

Hace unos días alguien me preguntó en @tletasdebaleares como había conseguido progresar tan rápido y llegar a plantearme correr los 10 km en  40' como si fuese fácil. Comentarios de este tipo sobre la evolución de un atleta son curiosos, sobretodo cuando se refieren a uno mismo. Para mi no he progresado ni más ni menos rápido de lo normal, de hecho estoy seguro de que aun podría haber sido más rápido (o más lento) 
al fin y al cabo los resultados son el reflejo del trabajo, así que pensé que sería interesante hacer un repaso de como he llegado hasta donde estoy ahora. Poneos cómodos que esto va para largo...

Punto de partida

Considero mis comienzos en atletismo y triatlón cuando empecé a correr, es decir diciembre de 2009. Hasta ese momento no era precisamente una persona sedentaria. Le había dedicado mucho tiempo al padel en los 4 años anteriores y había alcanzado un nivel mediocre o ligeramente por encima de la la media (porque en ese deporte hay mucho jugador ocasional). Además hacia 3 años que nadaba 2 veces a la semana, asistiendo a clases de 1 hora. Aun así la primera vez que salí a correr no tardé más de 1 km en tener que parar exhausto y luego me vi forzado a alternar el caminar y correr a medida que me recuperaba (ahora se que eso se llama caco). En cualquier caso creo que mi nivel de cardio era bueno y aunque tenía algo de sobrepeso, tampoco era algo excesivo (Mido 1,80 y en aquel momento pesaba unos 80kg. Ahora peso unos 72kg)

Los primeros kilómetros 

La verdad es que esa primera salida me produjo un pequeño shock. Consideraba que estaba en buena forma y mi incapacidad para correr me desconcertó, así que me propuse seguir saliendo al menos hasta completar 5km dignamente. Medí con google pedometer un circuito de 5km con principio y fin en mi casa y 2 o 3 veces a la semana salí a correr intentando hacer la mayor parte posible de este circuito sin tener que caminar, hasta que llegó un día en que completé los 5km seguidos corriendo. A partir de ahí mi objetivo paso a ser hacerlo a 5 minutos el km - no me preguntéis porque, ahora lo encuentro estúpido, pero así fue - y pasó un mes hasta que completé la vuelta en 25' echando el alma. Entonces me compré una zapatillas de "corredor" asics (hasta entonces había usado unas de decathlon de 30€ pensadas para treking)

Mi rutina de entreno era muy sencilla, vestirme para la ocasión, calzarme las zapatillas y salir a correr a un ritmo constante (que acababa disminuyendo con los km) y al terminar, ducha y listo. Normalmente después de correr estaba exhausto y al día siguiente me dolía todo e incluso durante una temporada me dolía la planta del pie una barbaridad, incluso cojeaba los días después de salir a correr. En cuanto desaparecía el dolor volvía a correr y listo. Poco a poco el dolor fue desapareciendo, así que supongo que la planta de mis pies se fue adaptando al nuevo estrés. Ahora visto desde la distancia creo que me arriesgué a una lesión.

A partir de poder aguantar esos 5km a 5' el km comencé a quedar con mi amigo Enric para correr de vez en cuando y cada día me superaba un poco más intentando seguirle. Aun me acuerdo lo que me costó terminar mis primeros 7km seguidos y pensar en hacer 10km sin parar me parecía una odisea.

Seguí con la mima metodología de entrenos unos meses más y un buen día decidí que tenía que hacer los 10km si o si. Así que nuevamente medí con pedometer un circuito de 10km con salida y llegada en mi casa y circular (evitando tener atajos), de esta forma sabía que si pasaba de los 5km aunque volviese por el mismo camino tendría que hacer los 10. El caso es que lo conseguí, no sin mucho esfuerzo, así que decidí que podía empezar a competir.

Las primeras carreras


Ya he comentado que antes de correr había dedicado mucho tiempo al Padel. En este deporte competir era prácticamente la principal motivación. Competía en rankings al medio día, en torneos de fin de semana y hasta en torneos de empresa. Así que el paso a la "competición" era para mi algo normal y en cuanto me vi con nivel de aguantar, me apunté.  La primera fue una carrera de 3km enmarcada en la media marathon de Palma, que fue más un paseo que una carrera porque fueron menos de 3 km y fui con un amigo trotando, así que lo más destacable de ese día fue encontrarme a Ramón, Tere y Martín (amigos de Paqui) que corrían la media marathon en un día lluvioso.
video

Pensé que me parecía una verdadera matada correr 21 km sin parar y que quizás nunca me atrevería a hacer ese tipo de cosas, ¿para que?.


La siguiente carrera fue "Sa Llego" de Bujer. Unos 7km con algunas cuestas que me parecieron interminables y que conseguí completar en 38' . El 22 de mayo corrí la milla comercial de palma, que fue la primera carrera en la que corrí por debajo de 5'/km en un total de 6,5km (30' asfixiantes).

Un solo deporte no es suficiente


Llegado el verano y aprovechando que seguía nadando y ya podía correr decidía dar el salto al triatlón. Hasta la fecha había hecho algunos experimentos por equipos y era un deporte que me apasionaba pero que se me antojaba imposible por pensar que no podría hacer el segmento de carrera. Nuevamente acompañado de mi amigo Enric, me estrené en este maravilloso mundo y a mis entrenos de natación y de carrera tuve que añadir los de bici. Además por estas fechas me apunte en atletasdebaleares y fui conociendo a los foreros y triats, que al final forman parte importante de mis siguientes pasos.

El salto al triatlón significó varias cosas, por un lado pasé a entrenar un poco más (al incluir la bici) por otro lado empecé a hacer competiciones largas (más de 1 hora) y tras acabarlas la sensación de sufrimiento siempre se veía recompensada por una enorme satisfacción y las ganas de más, así que poco a poco fui ampliando horizontes.

A por la media marathon

Para asumir cualquier reto que a priori te parece imposible (por eso es un reto) se necesitan varias cosas, confianza, planificación y entrega. El triatlón me había dado confianza así que me puse manos a la obra a planificar mi salto hacia la media marathon. Me compré un libro de esos que incluyen consejos para prepararse para una media e incluso un programa de entrenamiento. Cuando lo miré el programa constaba de 12 semanas y a mi me quedaban 8, así que habría que hacerlo más rápido. El programa decía que había que hacer series, días de cuestas y otros ejercicios para mejorar la cadencia, etc y más o menos me manejé para hacer algo parecido y me presenté en la TUI con muchas ganas de ver que pasaría. El resultado fue más que bueno y pude disfrutar de la carrera sin sufrir especialmente y hacer un respetable 1:48 que a mi me supo a gloria. En cuanto crucé la meta ya estaba pensando en cuando sería el próximo.

De la marathon de TUI a Calvià hay aproximadamente 2 meses o lo que viene siendo 8 semanas. Nuevamente empecé a entrenar, ahora sin ningún plan concreto pero si con unas pautas que yo me autoimponía (sin demasiados criterios) intentando hacer tiradas cada vez más largas en lo que yo entendía era una manera de "acostumbrarme a la distancia" (que equivocado estaba). Pocas semanas antes de la media de calvià Muli (amigo del foro) me dijo que pensaba que hacía demasiado rápido las tiradas largas y yo pensé ¿demasiado rápido? ¿pero no se trata de ir siempre lo más rápido posible? No le di mucha importancia pero más adelante entendí cuanta razón tenía mi buen amigo.


Vino Calvià y no fue mal, 1:40 con bajón incluido por pasarme de rosca en el km 17 pero con una buena estrategia y la compañía de mi amigo Enric que seguía acompañándome en muchos entrenos.

El gran cambio

Continua aquí

4 comentarios:

  1. Coño, me he quedado con ganas de más. Muy bueno por el momento jajajaj

    ResponderEliminar
  2. Jeje, yo también!! Por cierto, lo de que estabas equivocado en "acostumbrarte a la distancia" y lo de que "hacías demasiado rápido las tiradas largas" me ha dejado bastante pensativo, de hecho son dos cosas que yo creía hasta ahora mismo. ¿Cuál es el error? ¿Qué problema hay?

    ResponderEliminar
  3. que gracia leer los comienzos, a todos nos ha pasado lo mismo. yo estuve un año entero corriendo 20 minutos en cinta, pensando que era imposible correr mas tiempo. esperamos con impaciencia la segunda parte del relato!!

    ResponderEliminar
  4. Estoy igual que los demás, para cuando la 2ª y/o 3ª parte?

    ResponderEliminar